lunes, mayo 02, 2011

DETALLES CON IMPORTANCIA

Con tantas cosas en poco más de 24 horas era fácil que se me quedaran muchas cosas en ese tintero en el que se convierte el disco duro personal de cada uno. Hay unos cuantos aspectos que no me gustaría que se me pasaran. Detalles, algunos, de esa fase final junior masculina y otros que poco tienen que ver con la misma.
Viendo esta fase final en mi esquina y acompañado, según el día, con algunos miembros de la federación, algunos de ellos entrenadores de baloncesto, compartí mi inquietud de ver que solo uno de los equipos participantes, precisamente el campeón, tenía un delegado de equipo en el amplio sentido de lo que significa tener un delegado que hace las veces de eso, tomar las estadísticas del partido y estar muy pendiente de todo lo que ocurre en el banquillo para informar en su momento al entrenador. Es curioso la poca importancia, en algunos casos ninguna, que le daban esa información que suele ser tan importante en el desarrollo de un partido.
El Molina Basket tiene a su delegado de equipo, además de sus dos entrenadores, que junto al equipo demostraron una perfecta sintonía en el desarrollo de esta competición. Los otros equipos, con la duda del Eliocroca que siempre me tocó bastante lejos de donde estaba, teniendo más personal en el banquillo ninguno de ellos tomaba las mínimas notas que te pueden ayudar en un momento determinado para hacer el seguimiento adecuado del desarrollo del partido. Creo que un entrenador por mucha capacidad de retención que tenga, necesita ese apoyo durante el desarrollo de un partido, conocer las faltas de tu equipo, las faltas de los jugadores importantes del equipo contrario, los balones que se pierden, los rebotes que coges en defensa y en ataque y quien los atrapa. A estos se le pueden añadir muchos más detalles dependiendo la capacidad y experiencia del delegado, creo que Santiago Pastor, el delegado del Molina Basket, es un auténtico artista en estas lides, pero cualquier equipo para una ocasión como ésta y ante la falta de un delegado podía haber habilitado algún entrenador joven que sumase una experiencia y llevase los detalles básicos de los partidos a jugar. Esa es al menos mi opinión.

Otro detalle interesante de la final entre CB Murcia y Molina Basket es la aportación de los jugadores importantes y lo que sumaron los chicos que venían del banquillo. Creo y me puedo equivocar por muy poco que en el equipo que dirigía Antonio Gómez Moret, el CB Murcia, solo jugaron cuatro chavales saliendo desde el banquillo y de estos, solo tres, el base cadete Joel García, el escolta Carlos Toledo y el alero reconvertido en ala-pívot Adrián Maiquez, tuvieron minutos importantes en esa rotación. Este era un aspecto que se presumía fundamental y ésta vez lo que sumaron los reservas del Molina Basket, Javier Aracil, Mario López o Carlos Moyano, más los puntos del rapidísimo escolta Josema Reche fueron fundamentales para que Adrián Méndez y sus compañeros de quinteto inicial, JJ Vicente, Pablo Sánchez, Reche y Miguel Ángel Morales, ganaran esta final al teórico favorito, el CB Murcia.

Otros campeones, en este caso campeonas, ha dado el fin de semana. El CB Capuchinos de Juan Víctor Lorente confirmó los pronósticos y se proclamó Campeón Junior femenino autonómico al ganar la final al CB Cartagena que entrenaba Laura Belmonte. No ha sido tan fácil como parecía sobre los papeles, las chicas del Cartagena no se lo han puesto nada fácil a ese grupo tan especial que han conformado entre dos de las mejores generaciones de nuestro baloncesto femenino que entrena Juan Víctor. En Cartagena las de Murcia ganaron por la mínima, 61 a 62, y en la vuelta del pasado sábado jugada en el Pabellón Narciso Yepes de Murcia volvieron a ganar las locales pero con poca estridencia y diferencia en el marcador, 59 a 47.
Ahora las del CB Capuchinos jugarán ese nuevo Campeonato de España, al que como os contaba antes ahora se llega sin jugar sectores previos. Ellas irán a jugar a Canarias, el campeonato se juega en Vecindario, localidad de Gran Canaria del 15 al 21 de junio, y por lo que parece puede haber coincidencia de fechas con la fase ascenso del equipo senior femenino del mismo club, el que entrena Alejandro Navarro, con los problemas en el uso de alguna jugadora junior que resulta importante en el rendimiento del equipo de primera división.

En cadetes masculinos se jugaron tres partidos de cuartos de final, solo ha quedado pendiente el jugarse el primer encuentro entre el AD Infante y el máximo favorito CB Murcia 95. Los cruces han dado resultados apretados que abren mucho las posibilidades para meterse en esa Final a 4 que se presume interesante. El Murcia 96 ganó en su cancha al Canow Caravaca por 66 a 61, con lo que los de Caravaca , único equipo que ha ganado al Murcia 95 en liga regular, tendrán que remontar esos 5 puntos en su cancha para poder plantarse en esa fase final. También ganó en casa un sorprendente EB Cieza, que venía como líder del Grupo B, imponiéndose al segundo del grupo A, el CB Capuchinos, por 63 a 60, dejando esos tres puntos como renta para la vuelta. Trataré de verlos en la vuelta pues los de Cieza, tuvimos unos cuantos de ese grupo en el campus del año pasado, me parece una de las sorpresas positivas en esta categoría esta temporada.
La única victoria a domicilio fue para Maristas en la pista del Cartagena 95, los chicos de Esteban Merchan se vienen para Murcia con una ventaja de 9 puntos sobre los de Primi Abad, 54 a 63, que tampoco parece una ventaja como para dormirse en los laureles aunque ahora les toque jugar en su pista.

3 comentarios:

Super dijo...

Ponga un Juan Marcos en su vida... en fin a mi me parece también muy importante la labor del delegado de equipo

francis_carrasco dijo...

Este domingo fui a la Flota a disfrutar de un gran partido de baloncesto y a observar el otro baloncesto que no se para a ver un aficionado de basket y si un entrenador de baloncesto.
Desde antes del comienzo del partido, el equipo de Molina Basket ya había empezado a ganar la final.
Los jugadores de Molina Basket desde el momento que llegaron daban la sensación de un equipo que sabía a lo que venía. Llegaron todos juntos coordinados por su segundo entrenador, uniformados con su chándal de Club, caras de concentración y todos tomaron asiento en las sillas destinadas para los jugadores de la final.
En cambio los jugadores de CB Murcia llegaron poco a poco, cada uno vestía de una forma diferente, con aires de suficiencia y sus caras no daban la misma sensación de concentración que las caras de los jugares del Molina Basket.
Creo que de ahí el que se vieran sorprendidos desde el primer minuto.

Coach Pik dijo...

Solamente un pequeño apunte, Felipe, en lugar de Jesús Giménez, el hombre del quinteto molinense fue Miguel Ángel Morales.

Saludos