jueves, mayo 30, 2013

TEMAS PENDIENTES...

Esta última o penúltima entrada del mes de mayo, eso nunca se sabe, será un poco diferente al resto de las anteriores donde básicamente he venido relatando todo lo concerniente a los Campeonatos de España, juniors y cadetes, además de aderezarlas con algún que otro comentario más personal. 
Desgraciadamente cuando llegan estas fechas y veo que nadie o casi nadie se hace eco de esta parte tan nuestra del baloncesto no me queda otro remedio que tratar de ayudar a informar a la gente sobre lo que va pasando con nuestros equipos y sus competiciones, es una pena pero ya sabemos todos el caso mínimo o ninguno de los medios de comunicación por el baloncesto y todo lo que mueve en torno a él. Pasan los años y pasan nuevas temporadas pero el interés por promocionar y compartir nuestro deporte no crece en absoluto. Yo trataré de seguir en mi empeño. En esta ocasión será todo lo contrario pues mis reflexiones y mis ideas sobre algunos temas ocuparán la parte principal y dejaré para el final como van los resultados de esos campeonatos que entran en su recta final y en la que una vez más y desgraciadamente ya no hay equipos murcianos.
Para empezar decir que hace tiempo que no me encuentro físicamente también como estoy ahora, en los meses de abril y mayo he sumado 35 sesiones de spinning que para mis 56 años no está nada mal, se mire como se mire. 
Además tengo que decir que cuando me pongo, me pongo, es decir que me sitúo en primera fila del grupo y no salgo escapado en el primer abanico porque las bicis están pegadas al suelo. Con eso quiero decir que trato de no eludir ninguna subida o bajada y mis resistencias van en consonancia con lo que trabaja el resto. Les puedo decir que esos cuarenta y cinco minutos de actividad frenética subido a la bici estática son totalmente recomendables en todos los sentidos. En las primeras sesiones no paraba de mirar el reloj y mi pulsómetro, para ver cuando terminaba y como estaba mi corazón, y hoy se me pasan esos tres cuartos de hora como si duraran diez minutos escasos. Lo dicho totalmente recomendables, teniendo 18 años como veo a muchos jugadores y jugadoras de baloncesto que vienen a nuestras instalaciones o con más de 50, como es mi caso, buscando sentirse mejor y que el paso del tiempo se nos note lo menos posible tanto en el aspecto físico como mental.
Hace un par de entradas recibí un comentario del padre de una infantil del CB Capuchinos, que además tiene un blog con las aventuras deportivas del equipo de su hija, se quejaba amargamente de la situación de nuestro baloncesto femenino y en concreto de lo pobre que es la competición junior femenina y lo mal estructurada de la categoría infantil. Le contesté anoche en esa misma entrada y quedé en tratar de extenderme un poco más en este asunto. Me pongo manos a la obra.
He repasado los datos y efectivamente esta temporada que ya ha terminado para ellas solo han jugado cuatro equipos juniors en la competición junior-senior femenina que la FBRM organiza de forma conjunta ante las pocas inscripciones de estos equipos. Primero me encuentro con la desagradable sorpresa que los equipos cadetes femeninos que existían hace dos temporadas, con las chicas de la misma edad, eran doce equipos por lo que en dos años se han perdido un total de ocho equipos sin contar con las posibles juniors que estén jugando en equipos senior ante la falta de equipos de su categoría. Curiosamente si nos retrotraemos a dos años antes, las mismas chicas en edad infantil,  solo había un equipo más en infantiles, es decir existían trece. Los cálculos son fáciles en cuatro años han desparecido nueve equipos en total. 
Que la FBRM tiene parte de culta en este desafortunado camino es posible, pero creo que los clubes y los entrenadores, entre los que me incluyo, somos mucho más responsables por nuestra falta de motivación propia y la poca o ninguna que trasmitimos a nuestras jugadoras, me he incluido en este apartado aunque en Murcia solo entreno chicas en los campus de verano y cuando me dejan. 
Creo que los clubes no se dan cuenta del valor activo que tienen con esas chicas que juegan al baloncesto y apenas se preocupan si los entrenadores hacen su trabajo correctamente o de organizar actividades con las que mantener esa mecha de la ilusión por el juego encendida. 
Yo seguramente tenga parte de culpa como responsable del área de formación de los entrenadores de la FBRM en los últimos años, pero solo hasta ahí, la pasión por este juego no siempre es tan fácil de contagiar.
Volviendo a eso fríos números de las últimas temporadas apunto que la pasada temporada, la 2011-2012, había un equipo junior femenino más, solo cinco jugaron esa liga conjunta. Cuatro equipos en las cinco anteriores temporadas, 2010-211, 2009-2010, 2008-2009, 2007-2008, 2006-2007 y solo tres equipos en la 2005-2006, estos números, desde luego, son para haberse preocupado mucho antes por este tema, el problema es continuado y sangrante. 
Creo que la FBRM y los clubes, que pierden de forma progresiva este número alto y constante de jugadoras, deben buscar soluciones positivas a este tema, tratar de copiar a quien lo esté haciendo bien en otras federaciones autonómicas o hayan pasado por este amargo trago y lo hayan resuelto de forma favorable. 
Creo que la motivación y la organización de un mayor número de competiciones oficiales o amistosas en las tres categorías anteriores, mini, infantiles y cadetes, son parte indispensable para salir de este atolladero. Organizar actividades conjuntas de concentraciones y torneos que motiven a estas chicas es imprescindible.
Pepe Molina, que así es como se llama el padre de la infantil en cuestión y espero que no se moleste por usar su nombre en mi blog, también se quejaba amargamente de lo impropia de la competición este año en infantiles femeninos donde han salido 15 equipos y han competido en grupos de cinco y luego en unos cruces de grupos en los que han sumado, me parece, un total de 16 partidos, más los que se hayan clasificado para la final a cuatro de la categoría, 18 las que más. Está claro que son pocos partidos para poder incentivar una competición como esta y no valen excusas de ningún tipo, no sumar un mínimo de 24 partidos es escaso como se mire, más cuando se empieza a entrenar a principios de septiembre y se finaliza en muchos casos a finales de mayo. 
Creo que la excusa de que los gastos de arbitraje y viajes se dispara jugando tantos partidos, que por cierto no son muchos, tiene fácil solución disminuyendo los gastos y derechos de arbitraje, además de que los padres, que en su mayoría pagan religiosamente una cuota para que sus niñas jueguen desde septiembre hasta majo o junio, traten de involucrarse más en todas estas actividades, y eso lo digo como padre que soy y he vivido esa situación muy de cerca.
Se que este alegato no servirá para mucho, aunque me imagino que mi opinión en nuestra FBRM tenga más peso de lo que puede tener en otros estamentos más altos, pero yo y de forma independiente de seguir o no en el cargo deportivo que hoy sustento en nuestra federación me comprometo a empezar a trabajar seriamente en este sentido y echar una mano en la medida de mis posibilidades, que aunque crea que son escasas pueden ayudar a la de muchos otros que se sumen a esta idea de mejora. 
Cada verano desde el campus que organizamos con la FBRM tratamos ya no solo de motivar a esas chicas que en muchos casos hasta becamos para que vayan de forma muy económica o gratuita en algunos casos, sino que además nos reunimos en foros de donde salen algunas propuestas  muy interesantes. 
El contar con entrenadores como Josema Castro, por ejemplo, que además de ser el seleccionador autonómico cadete femenino las dos últimas temporadas también ha sido el entrenador campeón junior femenino las dos últimas temporadas teniendo todos los pronósticos en contra, o jugadoras del nivel de Laura Fernández Corbalan o Ana Belén Molina como monitoras nos ayuda en la motivación de las niñas que cada verano están con nosotros. Pero esta claro que esos campus y esos momentos duran una semana, luego suele volver a la rutina en casi todos los sitios. 
Las imágenes que acompañan estos comentarios son del campus de verano en su última edición, no quiero que nadie se moleste si se ven imágenes de clubes o entrenamientos de los mismos.
El sábado próximo, día 1 de junio, se celebra el tradicional Día del Minibasket en nuestra región y organizado una vez más por la FBRM, el PDM de San Javier y el Marme, se volverá a realizar un año más en las magníficas instalaciones deportivas municipales de San Javier, utilizando tres pistas en el Pabellón Príncipe Felipe y cuatro pistas más en el Pabellón Auxiliar del mismo además del resto de instalaciones que van desde la piscina hasta la tirolina, el rocódromo o el tenis de mesa.  Sin duda todo un lujo para los 51 equipos inscritos, divididos en 37 masculinos y 14 femeninos, que jugarán desde las diez de la mañana hasta las siete y media de la tarde, o un poco más tarde seguramente, que se procederá a la entrega de trofeos. Estoy seguro de que Antonio Pérez, "alma mater" del Marme, tiene toda lo jornada perfectamente preparada y no ha dejado detalle al azar. Cada temporada se supera en la organización de este evento y estoy seguro de que este año superará el éxito de las anteriores temporadas.
Hoy ya se han jugado unos cuantos partidos de cuartos de final de los Campeonatos de España cadetes, básicamente los masculinos de la mañana en El Ferrol pues en los femeninos de Guadalajara se jugaban todos en jornada por la tarde.
Esta mañana ya se han clasificado el Cajasol sevillano que entrena Rafa Monclova que en el duelo andaluz ha ganado al Cádiz CB Gades por 72 a 57 tras dejar sentenciado el partido en el primer cuarto con un 31 a 10. Otra vez muy bien el exterior mallorquín Tomeu Rigó, hermano del pívot Damiá Rigó que estuvo por Murcia hasta hace bien poco, y el pívot Eduardo Pérez de la Blanca, que con 15 puntos y 20 rebotes fue determinante. Por los gaditanos el mejor también fue su interior José Alberto Ruiz que se marchó hasta los 23 puntos y 18 rebotes. 
El Canterbury de Las Palmas ganó al Asefa Estudiantes por 74 a 66, gracias al dominio una vez más de sus jugadores africanos. Bourama Sidibe se fue hasta los 44 de valoración gracias a sus 26 puntos y 26 rebotes, mientras que Souleymane Diakite terminó con 23 puntos y 11 rebotes. Su tercer africano, Tahirou Diabate, "solo" hizo 9 puntos y 7 rebotes para hacer 16 de valoración. 
Al descanso ganaban los madrileños por 37 a 44 y al inicio del 2º periodo llegaron a estar 19 puntos por arriba con un 9 a 27. Luego los chicos de Santi López pusieron las cosas en su sitio y se han metido en semifinales.
Esta tarde el Unicaja de Málaga ganó al Real Madrid por 60 a 56 y se verá las caras en semifinales con el Canterbury mañana viernes a las 20,00 horas. Y el ganador del partido de las 20,00 horas de hoy entre el FC Barcelona y el Joventut de Badalona se jugará el pase a la final frente al Cajasol sevillano.
En Guadalajara esta tarde ya se ha clasificado para semifinales el Gran Canaria 2014 que entrena Begoña Santana, toda una institución del baloncesto femenino canario, que pasó por encima del UVA Ponce Blancos de Rueda por 93 a 49 con otra exhibición de la canaria Iris Junio Mbulito que anotó 37 puntos para hacer 40 de valoración, junto a ella la pívot Nieves Gil con 9 puntos y 18 rebotes para terminar con 24 de valoración, más los puntos de Natalia Rodríguez y Kamara Ndeye fueron suficientes para doblegar a las vallisoletanas que tan buen campeonato estaban haciendo hasta hoy.
También está clasificada para semifinales el Aros León que ganó al UniGirona por 66 a 70. Ahora se están jugando los partidos Asefa Estudiantes madrileño frente al Ros Casares valenciano y el Rivas Ecopolis "A" de Madrid frente al Femení Sant Adriá de Barcelona.

Hoy es el Día de Canarias aunque para mi todos los días son días en los que me acuerdo de mi tierra y de la isla que me vio nacer. Una canción dedicada a mis islas para terminar no viene nada mal. A mi Tierra de los legendarios Taburiente. Espero que les guste.

2 comentarios:

Pepe Molina dijo...

Buenos días.

No sólo no me molesta que se me mencione, sino que si sirve para que se tome un poquito más en cuenta la situación del baloncesto femenino de base en nuestra región pues bienvenido sea.

Es muy triste ver cómo la mayoría de equipos de nuestra región no son capaces de formar un equipo de niñas: ¿tan difíl sería en poblaciones como Caravaca, Jumilla, Lorca, Cieza, Totana, Yecla, Bullas, Aguilas ... hubieran enrolado un grupo de 10 niñas para competir en alevín? (Menciono las poblaciones que disponen de baloncesto masculino, aunque alguna de ellas también tiene algún equipo femenino).

En dicha categoría alevín esta temporada 2012-13 han competido 17 equipos, con la siguiente localización geográfica:

- 5 equipos en Murcia (Infante A, Infante B, Ucam Murcia, Jesuitinas y Maristas); 2 equipos en Molina de Segura (Molina Basket y CB Molina); 3 en Cartagena (Basket Cartagena, EB Salesianos y CB Estudiantes), y uno en Cehegín, Alcantarilla, Mazarrón, San Javier, El Algar, Dolores de Pacheco y Archena.

Pero parece ser que la dificultad de mantener a las niñas en competición es en el tránsito de infantiles a cadetes y de cadetes a junior. Yo sinceramente pienso que no tienen suficientes partidos de competición en la liga regular (jugar partidos es el objetivo de las chicas, no lo es entrenar durante la semana para tener el fin de semana en blanco), así como también pienso que el organizar algún tipo de actividad aparte de la competición oficial fomenta la ilusión y el sentimiento de pertenencia a un grupo (en este sentido pongo de ejemplo la actividad que organizó a principio de temporada el Molina Basket, viajando con sus equipos femeninos a Alicante para competir con el Cabo Mar, creo recordar).

Me gustaría reseñar que este año, no sé por qué motivos, no se ha podido celebrar el Torneo Junior Femenino de Semana Santa en San Javier que con tanto esfuerzo estaba preparando Josema Castro y algún colaborador; darle ánimos para que lo siga intentando: iniciativas como ésta hacen mucha falta.

Paco Llinares dijo...

Estimados, como padre de jugadora alevín no puedo estar más de acuerdo en vuestros comentarios. Es absolutamente imprescindible mantener la motivación de las chicas para asegurar un futuro mínimamente aceptable en el baloncesto femenino regional. Si ya es difícil el día a día de cualquier club de cantera aún es más complicado en el caso del basket de féminas. O todos damos un pasito más en este aspecto (padres, entrenadores, federación, …) o el baloncesto femenino puede quedar reducido a su mínima expresión en Murcia. He de decir sin embargo que conozco de cerca el trabajo de MOLINA BASKET, y quedé impresionado hace ahora algo más de un año cuando me encontré un Serrerías respirando baloncesto por los cuatro costados, y además con una sensibilidad especial por el basket femenino. No hubo dudas entonces y no hay dudas ahora. El trabajo de sus jóvenes entrenadores JJPiqueras, Antonio Miguel Gómez y el incombustible Isma Martínez hace mantener viva la ilusión día a día a nuestras chicas. Y de fondo (con el junior/senior) la grandísima Loli Martínez (“veterana” jugadoraza que se quita el mono en Capuchinos, aunque sea a final de temporada) Cualquier momento es bueno para vivir el baloncesto, para motivarles, … Conocer a Ana Belén, a Laura Gil, ver un partido del UCAM Universitario Femenino, ir al debut de Adrián Mendez, … o promover a la Selección Absoluta Femenina en el Serrerías hace unos días. Jóvenes, bien preparados, con ganas, … Y además de formar a nuestras chicas en todos los aspectos son capaces de obtener buenos resultados deportivos (ahí están los equipos alevín, infantil y cadete esta temporada, por ejemplo). Como padre intento apoyarles todo lo que puedo, respetando y facilitando su trabajo e implicándome al máximo. Finalizan la temporada con un fantástico Campus de verano en julio en San Javier (esta es su 4ª Edición), donde es un placer verles trabajar. Yo, como vosotros, quiero lo mejor para el baloncesto y en especial para el femenino, y creo que todos tratamos de aportar en la medida de nuestras posibilidades. Es un camino complicado, pero creo que merece la pena el esfuerzo. Un abrazo.